La música que toca el viejo en el organillo,/

Todo el rumor de París se esconde bajo esa música,/Como el rumor de un mar subterráneo/

Que ha bebido del dolor/

El mal y la vergüenza.

Un texto de hace algunos años, pero que no ha perdido su encanto.

http://www.jornada.unam.mx/2009/05/10/sem-jorge.html

Anuncios